Blogia
estrellaesol

Dijo una mamá

Dijo una mamá

Belén fue el primer nombre, después llegaron más. No muchos cambios de nombre, sino chicas que adoptaron el mismo. Fue como si una generación de mamas suspirara para continuar la serie de niñas, pero ninguna tan guapa y lista como  mi sirena. Desde entonces brilla la casa en el banco de los peces.

Le gusta jugar a hacer espuma aunque se acerque algún tiburón o ciertos peces espada en busca de incautos transeúntes.

Canta melódicas pompas que salen hacia el aire y se deslizan por escalas que suben y bajan en armoniosas emociones.

Es amiga de las medusas,  en cuanto se despista, le dan algún que otro picotazo.

 

-Mama ¿Por qué no lloramos las sirenas?

 

-Tus lágrimas son perlas. Al nacer se  regalan a las ostras. Estas hacen de ángeles guardianes y te protegen.

 

-Y si estoy triste ¿Qué hago?

 

-Busca. Sujeta la esperanza y piensa que pasamos por caminos donde hay que elegir, aunque no quieras. Elige el que te lleve a la felicidad.

 

Belén es una sirena que se baña en los mares cálidos del sur. De vez en cuando hace visitas a algún primo que vive por los icebergs. Ella ahora sabe que hay menta y canela; azules y negros; palmeras y pinos…Tiene el conocimiento.

 

-¡Canta Belén, canta! ¡Corre, corre que nos vamos a nadar!

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

ferroviario pinelli -

me encanta lo que escribes, prometo ser un admirador fiel de tus palabras.

a -

gracias
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres